domingo, 19 de octubre de 2008

El visturí digital. Cirugía antiestética V.

Hoy el afilado bisturí, marca GIMP, se ha incrustado en mi autorretrato. Inexorablemente, sin contemplaciones.
Si uno no es capaz de reirse de sí mismo, tampoco será capaz de nada profundo y verdadero.


"Nunca pierde la esperanza la mente del hombre que se entrega a cosas insustanciales"
Fausto.



1 comentario:

Rafa MJ dijo...

Pues tienes razón. Por eso los chistes que más me gustan son los de vascos (si son vitorianos, mejor) y los feministas. Eso sí, los que sólo funcionan con vascos y con hombres, no esos que se les puede dar la vuelta y contar con cualquier persona. Esos pueden estar bien, pero me hacen mucha más gracia los que tienen esta temática específicamente.

Related Posts with Thumbnails